Jefe Mete La Cara De Un Empleado En Una Olla Hirviendo Como Broma

Un hombre de 23 años presentó una denuncia penal contra su exjefe por sumergir su rostro en un caldero hirviendo en una fiesta de la oficina.

Supuestamente todo fue una broma, pero esto provocó graves quemaduras en el rostro que requirieron más de un mes para sanar.
LihatTutupKomentar